Crear Trazos

Se pueden crear trazos con las herramientas de dibujo Lápiz, Pluma, y Caligrafía. También se pueden crear mediante la transformación de una forma regular o de un objeto de texto en trazos.

La Herramienta Lápiz

La Herramienta Lápiz es probablemente la herramienta más fácil de usar para dibujar un trazo. Para utilizarla sólo hay que activarla haciendo clic sobre el icono icon (F6 o p) de la Caja de Herramientas, y después hacer clic y arrastrar el cursor sobre la pizarra para dibujar una línea. Si se mantiene pulsada la tecla Mayús. durante el movimiento de arrastre, se desactiva temporalmente el ajuste de nodos a la Rejilla o a las Líneas Guía.

Nuevo en la versión 0.47:

Si se mantiene pulsada la tecla Alt mientras se dibuja el trazo, se activa el modo Bosquejo. Cuando se dibujan varios trazos separados con este modo está activado, todos los trazos se promedian para crear un único trazo final que se muestra temporalmente en color rojo. Al dejar de pulsar la tecla Alt, ese trazo promedio queda dibujado y los demás desaparecen. Este modo de dibujo de trazos está en fase experimental, y no da los resultados esperados si se traza una línea hacia delante y hacia atrás. En lugar de eso, hay que dibujar todo los trazos en el mismo sentido (¿?).

Mientras un trazo se encuentre seleccionado, se puede prolongar el mismo haciendo clic sobre uno de sus extremos y arrastrándolo. Para evitar prolongar un trazo seleccionado, hay que deseleccionarlo pulsando la tecla Esc.

Para borrar un trazo que no se ha terminado hay que pulsar la tecla Esc, o la combinación de teclas Ctrl+Z.

Los trazos que se dibujan con la Herramienta Lápiz suelen estar formados por muchas curvas de Bézier de manera que con frecuencia presentan un aspecto errático. Este tipo de curvas se pueden suavizar y simplificar aplicando el comando Trayecto icon Simplificar (Ctrl+L) una o repetidas veces.

Un trazo dibujado con la Herramienta Lápiz.
Un trazo dibujado con la Herramienta Lápiz en el que aparecen sus nodos, antes aplicarle el comando Simplificar (izquierda), y después de habérselo aplicado una vez (centro) y repetidas veces (derecha).

El comando Simplificar tiene dos modos de funcionamiento. En el modo predeterminado, el comando trata a todos los trazos seleccionados como un solo grupo. En cambio, en el otro modo trata a cada sub-trazo de forma separada. Para utilizar este segundo modo de funcionamiento, hay que añadir una nueva línea en la sección options del archivo preferences.xml de Inkscape. Esta nueva línea tiene que incluir la opción simplifyindividualpaths con el valor 1.

La Herramienta Lápiz tiene diversas opciones que están accesibles en la barra de Controles de Herramienta. Entre estas opciones se encuentran el modo de dibujo, la cantidad de suavizado y un botón cepillo.

Los Controles de la Herramienta Lápiz.
Los Controles de la Herramienta Lápiz.

  • Nuevo en la versión 0.47.

    Modos de dibujo:

    • icon : En este modo se crean trazos normales.
    • icon : En este otro modo se crean trazos Spiro. Este modo probablemente no es muy útil, especialmente si la opción del Suavizado tiene un valor bajo. En su lugar, es mejor utilizar la Herramienta Pluma.

  • Nuevo en la versión 0.47.

    Suavizado: Esta opción puede tomar valores entre 1 (suavizado mínimo) y 100 (suavizado máximo).

    Un trazo dibujado con la Herramienta Lápiz con distintas intensidades de suavizado.
    De arriba a abajo: Tres trazos dibujados con intensidades de suavizado de 5, 20 y 50.
  • Nuevo en la versión 0.47.

    Forma: Con esta opción se puede aplicar una forma a un trazo después de haberlo dibujado. Es equivalente a la aplicación del efecto de trayecto Patrón a lo largo de trayecto en el modo Sencillo, estirado. La Herramienta Pluma también dispone de esta misma opción. Un ejemplo de utilización de esta opción se muestra en la siguiente sección que está dedicada a esa herramienta. Si se utiliza la Herramienta Lápiz es más conveniente usar un valor alto de Suavizado. La anchura se puede ajustar variando el parámetro Ancho en el cuadro de diálogo Editor de efectos de trayecto.

Nuevo en la versión 0.46, pero eliminado en la 0.47 (para conocer esta función en la versión 0.47, ver la sección dedicada a la Herramienta Pluma):

Se pueden crear puntos individuales mediante la combinación de tecla y ratón Ctrl+Clic con el Botón Izquierdo. El tamaño del punto se puede fijar en la sección Lápiz del cuadro de diálogo Preferencias de Inkscape como un múltiplo de la anchura de Borde activa en ese momento. Un punto se representa en el estándar SVG como un trazo relleno. Si a la anterior combinación de tecla y ratón se añade la tecla Mayús., entonces se crea un punto de doble tamaño; mientras que si se le añade la tecla Alt, se crea un punto de tamaño aleatorio. La Herramienta Pluma dispone de estas mismas opciones.

La Herramienta Pluma

Como ya se ha comentado al comienzo de este capítulo, en Inkscape todos los trazos se representan mediante una serie de curvas de Bézier. Con la Herramienta Pluma se pueden dibujar trazos controlando de forma más precisa los parámetros de las curvas de Bézier que forman el trazo. Para activar esta herramienta, hay que hacer clic sobre el icono icon (Mayús.+F6 o b) de la Caja de Herramientas.

[Sugerencia]Sugerencia

Cuando se está utilizando esta herramienta es especialmente útil prestar atención a la Zona de Información. En esa zona no solo se indican a cada paso las opciones disponibles, sino que también se muestran la distancia y el ángulo del cursor respecto al último nodo colocado cuando se va a fijar uno nuevo, o cuando se arrastra de un tirador.

Para empezar a dibujar una curva hay que hacer clic y arrastrar el cursor sobre la pizarra. El punto donde se ha hecho el clic se convierte en el nodo inicial de la curva. Mientras se arrastra del cursor, se verá una línea gris entre el nodo inicial y el cursor. Esta línea es una recta tangente en el nodo inicial a la curva que se va a dibujar. Entonces hay que liberar el botón del ratón para fijar el primer punto de control de la curva.

Inicio del dibujo de una curva de Bézier.
Inicio del dibujo de una curva de Bézier.

A continuación, hay que mover el cursor hasta la posición que tendrá el nodo inicial de la siguiente curva de Bézier del trazo. Aparecerá una línea roja que indica la forma que tendrá la primera curva de Bézier del trazo.

Colocación del nodo inicial de la siguiente curva de Bézier.
Colocación del nodo inicial de la siguiente curva de Bézier.

Después hay que hacer clic y sin dejar de pulsar el ratón, arrastrar el cursor para que aparezca otra línea gris con la que fijaremos los dos siguientes puntos de control del trazo. Uno de esos dos nuevos puntos de control corresponderá a la primera curva de Bézier del trazo, mientras que el otro estará asociado a la siguiente curva. En realidad, en ese momento el cursor estará situado en la posición que tendrá el punto de control asociado a la segunda curva del trazo. Hay que liberar el botón del ratón para fijar tanto los dos nuevos puntos de control como el nodo inicial de la segunda curva de Bézier, que será a la vez el nodo final de la primera curva. Los dos nuevos puntos de control estarán situados sobre una misma recta y equidistantes de su correspondiente nodo.

Ajuste de los dos siguientes puntos de control del trazo.
Ajuste de los dos siguientes puntos de control del trazo.

El siguiente paso es mover el cursor hasta la posición que tendrá el nodo final de la segunda curva de Bézier del trazo. Aparecerá una línea roja que indica la forma que tendrá la curva.

Punto final de la segunda curva de Bézier.
Colocación del nodo final de la segunda curva de Bézier.

No hay más que repetir los pasos anteriores para añadir al trazo tantas curvas de Bézier como queramos. Para terminar el dibujo del trazo hay que pulsar la tecla Intro o hacer Clic con el Botón Derecho del Ratón después de fijar el nodo final de la última curva de Bézier.

Un trazo con dos curvas de Bézier.
El trazo, formado por dos curvas de Bézier, una vez terminado.

Cuando se utiliza la Herramienta Pluma resulta muy útil conocer y manejar las siguientes técnicas:

  • Para crear un trazo formado por líneas rectas, basta con hacer solamente clic en cada nodo, en lugar de hacer clic y arrastrar.

  • Se pueden usar las teclas de Flecha para mover el último nodo creado mientras se está dibujando un trazo. Pulsando la combinación de teclas Mayús.+Flecha, el nodo se mueve diez veces el paso normal, mientras que con la combinación Alt+Flecha, el nodo mueve solo un píxel de pantalla.

  • Para establecer los dos puntos de control de un nodo de manera independiente (y así crear ese nodo como uno de tipo vértice), primero hay que fijar el punto de control de ese nodo asociado a la curva de Bézier anterior, y después sin liberar el botón del ratón, mantener pulsada la tecla Mayús. mientras se fija el otro punto de control de ese nodo, que está asociado a la siguiente curva de Bézier.

  • Para restringir que un nodo esté situado en un múltiplo del Ángulo de ajuste rotacional con respecto al nodo anterior, hay que mantener pulsada la tecla Ctrl mientras se coloca el nodo.

  • De manera similar, para restringir que un punto de control esté situado en un múltiplo del Ángulo de ajuste rotacional respecto a su correspondiente nodo, hay que mantener pulsada la tecla Ctrl mientras se fija el punto de control. (Este método se puede utilizar en combinación con la tecla Mayús.).

  • Para eliminar el último nodo dibujado, hay que pulsar la tecla Retroceso o la tecla Supr.

  • Para borrar un trazo que no hemos acabado, hay que usar la tecla Esc o la combinación de teclas Ctrl+Z.

  • Para cambiar un tramo curvo sin acabar del trazo (la línea roja) en un recta, hay que pulsar la combinación de teclas Mayús.+L. Por otro lado, para convertir un tramo recto sin acabar en una curva, hay que pulsar Mayús.+U.

  • Para prolongar un trazo previamente dibujado, hay que seleccionar el trazo, y después hacer clic y arrastrar de uno de los nodos finales del trazo con la Herramienta Pluma.

  • Para cerrar un trazo hay que hacer clic sobre el primer nodo del trazo cuando se vaya a colocar el último nodo del mismo.

Nuevo en la versión 0.47:

La barra de Controles de Herramienta ofrece dos opciones para configurar esta herramienta: una es seleccionar el modo de dibujo, y la otra es elegir un pincel.

Los Controles de la Herramienta Pluma.
Los Controles de la Herramienta Pluma.

  • Modos de dibujo:

    • icon : En este modo se crean trazos normales.
    • icon : Con este modo se crean trazos Spiro.
    • icon : En este modo los trazos dibujados están formados solo por líneas rectas.
    • icon : En este otro modo los trazos dibujados están formados por líneas rectas paralelas a los ejes de coordenadas. Normalmente, cada tramo recto del trazo se dibuja perpendicular al segmento anterior. Si se mantiene pulsada la tecla Mayús. se puede dibujar el siguiente tramo del trazo en la misma dirección que el segmento anterior. Si al completar un trazo cerrado, el último tramo va a quedar en forma de L, la dirección de este último segmento se puede forzar que tenga la misma dirección que el primer tramo manteniendo pulsada la tecla Mayús. .

  • Forma: Con esta opción se puede aplicar una forma a un trazo ya dibujado. Esta opción es equivalente a aplicar el efecto Patrón a lo largo de trayecto en el modo Sencillo, estirado.

    Un trazo dibujado con la Herramienta Pluma con diferentes formas.
    De arriba a abajo: Trazos dibujados con una forma de: Ninguno, Triángulo dentro, Triángulo fuera, Elipse, y Desde el portapapeles. En el último caso, el pequeño trazo en forma de rombo se copió al portapapeles antes de dibujar el último de los trazos.
    Dibujo creado con la Herramienta Pluma con la forma Elipse.
    Un dibujo creado con la Herramienta Pluma con la opción de forma Elipse.

Modificado en la versión 0.47:

Se pueden crear puntos individuales utilizando la combinación de tecla y ratón Ctrl+Clic con el Botón Izquierdo. En la versión 0.47, este método solo funciona cuando se utiliza la Herramienta Pluma en uno de los modos de líneas rectas. El tamaño del punto se puede fijar en la sección Lápiz del cuadro de diálogo Preferencias de Inkscape como un múltiplo de la anchura de Borde activa en ese momento. Un punto se representa en el estándar SVG como un trazo relleno. Si a la anterior combinación de tecla y ratón se añade la tecla Mayús., entonces se crea un punto con tamaño doble; mientras que si se le añade la tecla Alt, se crea un punto de tamaño aleatorio. Como ya se ha comentado en la sección anterior, la Herramienta Lápiz tiene estas mismas opciones en la versión 0.46.

La Herramienta Caligrafía

Como su nombre indica, con la Herramienta Caligrafía se pueden dibujar líneas caligráficas y pinceladas. Los trazos que se obtienen con esta herramienta son un poco diferentes de los que se dibujan con las herramientas Lápiz y Pluma, ya que están formados por dos sub-trazos paralelos (o casi paralelos), de manera que la línea resultante puede tener una anchura variable. Estos trazos no tienen bordes, pero su Relleno es uniforme (ver el Capítulo 10, Atributos ).

Un trazo caligráfico.
Un trazo dibujado con la Herramienta Caligrafía. En la figura inferior se muestra la situación de los nodos del trazo.

Para empezar a dibujar un trazo caligráfico, primero hay que activar la herramienta haciendo clic sobre el icono icon (Ctrl+F6 o c) de la Caja de Herramientas, y después hacer clic y arrastrar el cursor sobre la pizarra para dibujar una línea. Por defecto, la línea tendrá el Estilo activo en ese momento. Si se prefiere dibujar todas las líneas con un mismo estilo fijo, hay que seleccionar la opción El estilo propio de esta herramienta en la sección Caligrafía del cuadro de diálogo Preferencias de Inkscape. Si se desactiva la opción Mantener seleccionado del cuadro de diálogo, un nuevo objeto dibujado no quedará seleccionado, de manera que se podrá elegir en la Paleta otro color para el siguiente trazo caligráfico sin cambiar el color del trazo dibujado antes.

El manual de ayuda Caligrafía incluido dentro del programa (Ayuda Tutoriales Inkscape: Caligrafía) tiene muchas ideas para utilizar la Herramienta Caligrafía.

La Herramienta Caligrafía tiene muchas opciones, varias de ellas se pueden configurar por medio del teclado, y el resto a través del la barra de Controles de Herramienta. Lo mejor es probar las diferentes opciones cambiando la configuración de las mismas para tener una idea de su efecto. Nuevo en la versión 0.47: Con tantas opciones, es deseable tener la posibilidad de guardar una configuración determinada para volver a usarla en el futuro. Se pueden guardar configuraciones Predeterminadas y recuperarlas más adelante a través del menú desplegable situado en el extremo izquierdo de la barra de Controles de Herramienta.

Opciones a través del teclado:

  • Para cambiar la anchura de la pluma caligráfica: Teclas Flecha Izquierda y Flecha Derecha. Con la tecla Inicio la anchura de la pluma toma su valor mínimo, mientras que con la tecla Fin toma su valor máximo. Pulsando la combinación de teclas Alt+X se activa la casilla Anchura en la barra de Controles de Herramienta, en ella se puede introducir un valor concreto y después pulsar la tecla Intro para fijar una anchura exacta de la pluma (¿?).

  • Para cambiar el ángulo de la pluma durante el dibujo: Teclas Flecha Arriba y Flecha Abajo.

  • Para añadir el siguiente trazo a otro previamente existente que esté seleccionado, y con ello formar una unión de trazos, hay que mantener pulsada la tecla Mayús. mientras se dibuja el nuevo trazo. El objeto seleccionado previamente puede ser una Forma, que al crearse la unión se convertirá automáticamente en un trazo.

  • Nuevo en la versión 0.47.

    Con la Herramienta Caligrafía también se pueden eliminar partes de un trazo previamente existente que esté seleccionado. Para ello, hay que mantener pulsada la tecla Alt mientras se dibuja el nuevo trazo con el que se eliminará parte del anterior. El objeto seleccionado previamente puede ser una Forma, que al eliminarle una parte con este método se convertirá automáticamente en trazos.

  • Para borrar un trazo que no hemos acabado, hay que usar la tecla Esc o la combinación de teclas Ctrl+Z.

    Añadir/Eliminar partes con un trazo caligráfico.
    Izquierda: Cuadrado al que se han añadido partes mediante trazos caligráficos. Derecha: Cuadrado del que se han eliminado partes mediante trazos caligráficos

La barra de Controles de Herramienta tiene demasiadas opciones para que todas se puedan visualizar a la vez con la anchura predeterminada de la ventana del programa. Para poder acceder a todas las opciones hay que ensanchar la ventana de Inkscape, o bien hacer clic sobre el botón >>, que está situado cerca del extremo derecho de la barra, para que aparezca un menú desplegable con las opciones que falten.

Los Controles de la Herramienta Caligrafía, divididos en dos partes para que quepan en la página.
Los Controles de la Herramienta Caligrafía, la barra se ha dividido en dos partes para que quepan en la página.
  • Nuevo en la versión 0.47.

    Configuraciones predefinidas y establecidas por el usuario: La Herramienta Caligrafía tiene seis configuraciones predefinidas como se muestra en la siguiente figura. El usuario puede añadir sus propias configuraciones seleccionando la opción Guardar... en el menú Predeterminadas. Entonces aparecerá una ventana en la que se puede introducir un nombre para la nueva configuración de la herramienta. Las nuevas configuraciones se guardan en el archivo de preferencias, de manera que así quedan disponibles para las futuras sesiones de dibujo.

    Configuraciones predefinidas de la Herramienta Caligrafía.
    Trazos dibujados con las seis configuraciones predefinidas de la Herramienta Caligrafía. De arriba a abajo: Plumilla, Rotulador, Brocha, Oscilante, Goteante y Trazador.
  • Anchura de la pluma (1 a 100): El número es diez veces el porcentaje de la anchura de la pizarra (es decir, 15 significa que la anchura de la pluma será un 1.5% de la anchura de la pizarra). Hay que tener en cuenta que si se cambia el nivel del zoom, también cambiará la anchura efectiva de la pluma. Para mantener constante la anchura de la pluma, hay que marcar la casilla El ancho está en unidades absolutas en la sección Herramientas-Caligrafía del cuadro de diálogo Preferencias de Inkscape. De este modo, el valor de la anchura de la pluma estará en unidades de px.

  • icon : Botón de activación/desactivación: Con esta opción se aprovecha la presión ejercida sobre una tableta gráfica para establecer la anchura de la pluma (lógicamente es necesaria una tableta gráfica digitalizadora).

  • icon : Anchura de pluma según el fondo: Si se activa esta opción, la anchura de pluma varía automáticamente en función del fondo. A un fondo oscuro le corresponde una mayor anchura de pluma y a la inversa.

  • Estrechar (−100 a 100 [−1.0 a 1.0 en la versión 0.46]): Con este parámetro se puede regular el cambio de la anchura de pluma en función de la velocidad de con que se dibuja el trazo:

    • > 0: La anchura del trazo disminuye con la velocidad.

    • = 0: La anchura del trazo es independiente de la velocidad.

    • < 0: La anchura del trazo aumenta con la velocidad.

  • Ángulo (−90 a 90 grados): Ángulo de la pluma respecto al eje horizontal.

  • icon : Botón de activación/desactivación: Con esta opción activada, la inclinación aplicada en una tableta gráfica determina el ángulo de la pluma (lógicamente es necesario el uso de una tableta gráfica digitalizadora).

  • Fijación (0 a 100 [0.0 a 1.0 en la versión 0.46]): Esta opción regula la forma en que el ángulo de la pluma cambia con la dirección del trazo.

    • 0: El ángulo de la pluma con la horizontal cambia siguiendo la dirección del trazo (siempre es perpendicular a la dirección del trazo.)

    • 100: El ángulo de la pluma con la horizontal tiene siempre el valor definido en la opción Ángulo.

  • Puntas (0.0 a 5.0): Mediante este parámetro se puede especificar la forma de los extremos del trazo. Se puede utilizar para que los extremos tengan aspecto redondeado cuando a la fijación se le ha dado un valor pequeño (simulando así el uso de una brocha redonda). Hay que tener en cuenta que las puntas del trazo se prolongan más allá de donde el trazo terminaría sin esta opción.

    • 0.0: Extremos planos.

    • 1.0: Extremos aproximadamente semicirculares.

    • 5.0: Extremos elípticos, aproximadamente cinco veces más largos que anchos.

  • Temblor (0 a 100 [0.0 a 1.0 en la versión 0.46]): Esta opción permite crear trazos con un aspecto accidentado y tembloroso. Este parámetro se puede utilizar para crear trazos caligráficos que presenten una apariencia más realista añadiendo cierta aleatoriedad a la anchura del trazo. Funciona mediante la incorporación de un factor aleatorio a la orientación de los puntos de control de los nodos del trazo.

    • 0: Suave.

    • 100: Caótico.

  • Oscilar (0 a 100 [0.0 a 1.0 en la versión 0.46]): Este parámetro regula la resistencia de la pluma al movimiento. Con un valor de 100, la pluma oscila por todo el papel.

  • Masa (0 a 100 [0.0 a 1.0 en la versión 0.46]): Con esta opción se puede controlar el modo en que el trazo sigue el movimiento de la pluma. Cuanto mayor es la masa de la pluma, el trazo dibujado es más suave, pero sigue más lentamente los movimientos de la pluma. Pruebe con un valor de 10 para un conseguir un buen compromiso entre suavidad del trazo y adecuada respuesta al movimiento de la pluma.

  • Eliminado en la versión 0.47:

    icon Mediante este botón se recuperan los valores predeterminados de las opciones.

Dos de las opciones anteriores necesitan el uso de una tableta gráfica digitalizadora (por ejemplo, Wacom) tanto para controlar la anchura del trazo dibujado a través de la presión ejercida sobre la tableta, como para regular la orientación de la punta de la pluma mediante la inclinación aplicada sobre la tableta. Estas opciones se explican en la siguiente sección.

Utilización de una Tableta Gráfica

Inkscape puede aprovechar las ventajas de utilizar una tableta gráfica digitalizadora como dispositivo de entrada. Estas ventajas se aprecian especialmente cuando se usa la Herramienta Caligrafía en la que la anchura del trazo y la orientación de la punta de la pluma se pueden controlar directamente con la pluma de la tableta. Antes de utilizar una tableta gráfica, se deben configurar y activar los dispositivos de entrada adicionales mediante el cuadro de diálogo Dispositivos de entrada (Archivo icon Dispositivos de entrada... ).

Cuadro de diálogo Dispositivos de Entrada.
Cuadro de diálogo Dispositivos de entrada.

Este cuadro de diálogo es el mismo que el utilizado por el programa Gimp; sin embargo, no todas las opciones funcionan de la misma manera.

Para habilitar el control de presión e inclinación, hay que seleccionar el dispositivo que se va a utilizar en el menú desplegable situado en la parte superior izquierda y activarlo con el menú desplegable de la derecha. En principio, en este último menú hay tres opciones disponibles:

  • Desactivado: Esta opción no activa funciones especiales en los dispositivos de entrada adicionales. Funcionan como un ratón normal.
  • Pantalla: El dispositivo adicional funcionará como un ratón normal fuera de la zona de la Pizarra.
  • Ventana: El dispositivo adicional solo funciona dentro de la zona de la Pizarra.

La ficha Ejes permite intercambiar las asignaciones de entrada; esto es, si se gira la tableta gráfica 90 grados, el eje x se intercambia con el eje y. Con esto parece que se manda un eje hacia atrás. (¿Error de programación?)

La ficha Teclas permite asignar combinaciones de teclas a las teclas macro de la tableta gráfica, si dispone de ellas.

La presión y la inclinación no funcionan correctamente con el sistema operativo OS X debido a problemas con la implementación del sistema de ventanas X11.

Números Kanji.
Un ejemplo de caligrafía utilizando una tableta gráfica Wacom. Las figuras son los números del 1 al 10 escritos en los caracteres comunes del Chino, Japonés y Coreano. Se ha utilizado la presión sobre la tableta para controlar la anchura de los trazos.

Plumear

La Herramienta Caligrafía tiene una opción con la que se pueden dibujar fácilmente líneas paralelas (plumear), como las que aparecen en los grabados. Para usar esta opción, primero hay que seleccionar un trazo que sirva de guía. Como guía se puede utilizar cualquier trazo, Forma o texto. Después, manteniendo pulsada la tecla Ctrl, hay que arrastrar el cursor a lo largo de una línea paralela al trazo que sirve de guía. La distancia más corta entre el punto de inicio del arrastre y el trazo guía determina la distancia que habrá entre el nuevo trazo y su guía. Esta distancia se indica mediante una circunferencia gris centrada en el cursor. Cuando se comienza el arrastre, esa circunferencia se vuelve verde. Este color indica que el cursor está siguiendo la guía. Cuando se termina de dibujar un trazo, ¡atención!, no hay que dejar de pulsar la tecla Ctrl. Sino que simplemente se puede comenzar a dibujar otra línea arrastrando de nuevo el cursor. Mientras se mantenga pulsada la tecla Ctrl, cada nueva línea utilizará la última línea dibujada como guía, y el espaciado entre las líneas seguirá siendo el mismo.

Si el cursor se desvía demasiado lejos de la línea guía, el trazo dejará de estar ligado a la misma. Cuando se produce esta separación entre el trazo y la guía, la circunferencia se vuelve de color rojo. Esto se ha diseñado así de forma intencionada para permitir al usuario prolongar un trazo más allá del final de la guía. Si accidentalmente separamos demasiado el trazo de la guía, se puede borrar este último trazo y comenzar a dibujarlo otra vez, pero tendremos que fijar de nuevo la distancia entre líneas. Para este trabajo lo mejor es mover la mano despacio y de forma constante. Si durante el dibujo de un nuevo trazo, el cursor se mantiene de forma continuada más cerca o más lejos de la guía que el espaciado fijado, el tamaño de este disminuirá o aumentará gradualmente. Se trata de un efecto algo sutil. Atención: si el valor del parámetro Masa es cero, pueden aparecer pequeñas discontinuidades en el trazo que ocasionen la interrupción del seguimiento de la guía.

Grabado 1.
El cursor de la Herramienta Caligrafía cerca de un trazo guía cuando la tecla Ctrl se mantiene pulsada.
Grabado 2.
Una serie de líneas plumeadas como las de los grabados, creadas con la Herramienta Caligrafía manteniendo pulsada la tecla Ctrl. La línea roja es el trazo guía inicial.

La opción Anchura de pluma según el fondo ( icon ) se puede utilizar para crear líneas plumeadas con una anchura que dependa de lo oscuro que sea el color del fondo, como muestra la siguiente figura.

Grabado 3.
A la derecha se muestra un plumeado de la sombra de la izquierda. Se ha empleado la Herramienta Retoques para mejorar los extremos de las líneas.

De forma predeterminada, cada nueva línea plumeada utiliza el último trazo dibujado como su guía. Para que el trazo guía original sirva de guía para todas las líneas del plumeado, hay que desactivar la opción Seleccionar siguiente trayecto en la sección Herramienta Caligrafía del cuadro de diálogo Preferencias de Inkscape. El autor considera que es más fácil plumear con esta opción desactivada.

[Sugerencia]Sugerencia

Para seleccionar las líneas de un plumeado es muy útil utilizar el método de Selección por Toque. Con frecuencia es muy conveniente tener las líneas de un plumeado en una Capa separada.

Trazos a partir de otros Objetos

Hay varias maneras de crear trazos de forma indirecta. Una de ellas es convertir una forma regular o un objeto de texto en un trazo. Otra manera es utilizar el comando Borde a trayecto, que transforma un trazo simple en un trazo cerrado con dos sub-trazos paralelos. Un tercer método para crear trazos es vectorizar una imagen en mapa de bits. El Capítulo 19, Vectorización de Mapas de Bits está dedicado a este último método.

Convertir un Objeto en Trazos

Para convertir una forma regular o un objeto de texto en trazos, hay que utilizar el comando Trayecto icon Objeto a trayecto (Mayús.+Ctrl+C). Después de realizar esta transformación, el objeto pierde todas las características asociadas con su anterior condición. Por ejemplo, la tipografía de un texto ya no se puede cambiar. Sin embargo, una vez que el objeto se ha convertido en un trazo, se puede modificar de cualquier manera, como se muestra en el ejercicio explicado en la sección “El Logotipo de un Club de Senderismo—Un Ejercicio con Trazos” del Capítulo 1.

Nuevo en la versión 0.47:

La conversión de un texto en trazos genera un Grupo de varios trazos, en el que cada trazo corresponde a un glifo del texto. De esta forma, los caracteres resultantes se pueden manipular más fácilmente, y así mismo se conservan los atributos (como el color) que los glifos individuales tenían antes de la transformación en trazos.

Convertir un Borde en Trazos

El trazo de un borde se puede convertir en un objeto con relleno formado por dos sub-trazos paralelos mediante el comando Trayecto icon Borde a trayecto (Ctrl+Alt+C). El trazo inicial debe tener un grosor no nulo. El trazo que sufre la transformación presenta el mismo aspecto antes y después de la misma, sin embargo tiene distinta estructura interna y diferente comportamiento. Estas diferencias se pueden apreciar en los nodos de las siguientes figuras.

El trazo de un borde.
El trazo de un borde formado por tres nodos.
Un trazo con relleno creado a partir del trazo de un borde.
Un trazo con relleno creado a partir del trazo de un borde mediante el comando Borde a trayecto. Está formado por diez nodos.

El comando Borde a trayecto se puede utilizar para crear conjuntos de líneas paralelas. Para ello, solo hay que dibujar el trazo que se desee fijando su anchura a la distancia de separación entre las líneas paralelas más la anchura final de las líneas. Después hay que convertir la línea dibujada en trazos aplicando ese comando, y luego eliminar su relleno y dar color a los bordes. Si se desea, los segmentos rectos de los extremos se pueden eliminar seleccionando cada pareja de nodos finales y aplicando el comando Eliminar el segmento entre dos nodos no finales icon de la barra de Controles de la Herramienta Nodo (ver siguiente sección). Otros métodos alternativos de crear líneas paralelas están basados en la aplicación de los comandos de Desplazamientos de trazos (para trazos cerrados), o en los Trazos Complejos.

Líneas paralelas creadas mediante el comando Borde a trayecto.
Creación de líneas paralelas mediante el comando Borde a trayecto. De izquierda a derecha: Línea simple, Trazo con relleno después de aplicar el comando Borde a trayecto, Relleno eliminado y bordes pintados, Segmentos rectos de los extremos eliminados.

El comando Borde a trayecto también se puede utilizar para crear polígonos con los vértices uniformemente redondeados, como se muestra en la siguiente figura. El truco está en dibujar el polígono con un Borde ancho, y fijar el estilo de Unión del trazo en la opción Redondeada.

Un polígono con vértices redondeados.
De izquierda a derecha: Un triángulo simple; el mismo triángulo con un Borde ancho (la opacidad del Borde se ha fijado en un 50% para hacer visible la forma del triángulo); el triángulo terminado con los vértices redondeados después de aplicar el comando Borde a trayecto, y tras eliminar el triángulo del interior.